El pasado sábado tuvo lugar un aparatoso accidente en un polígono industrial de Paterna. Un conductor que circulaba bajo los efectos del alcohol, estampó su vehículo contra el muro de una empresa, alcanzando a su vez, a un vehículo de la misma empresa.

El vigilante de seguridad R. G. G. que cubre el servicio, al acudir al lugar de los hechos, comprobó como el individuo pretendía darse a la fuga, por lo que tuvo que retenerle, hasta la llegada de la Policía Local de Paterna.

La prueba de alcoholemia dio como resultado 1,04, por lo que quedó inmovilizado el vehículo, y sancionado el conductor.