La Agrupación de Joyeros de Cantabria, que cuenta con 80 establecimientos asociados y está integrada en la Federación del Comercio de Cantabria (Coercán), se ha reunido con el jefe de la Unidad de Seguridad Privada del Cuerpo Nacional de Policía en Cantabria, Fernando Sáiz, para tratar sobre nuevas medidas de seguridad.

Durante el encuentro, en el que se repasaron los diversos métodos que utilizan los empresarios de este sector en sus establecimientos, también se les advirtió que incrementen las medidas estas fechas en la que aumentará el tránsito de personas y, por tanto, el riesgo de robos, tanto al descuido como a través de butrones.
Varios joyeros, encabezados por su presidente, Salvador Victorino, conversaron Fernando Sáiz quien destacó el buen funcionamiento de la cadena de seguridad instaurada por esta agrupación a través de correo electrónico y mensajes de texto. Este sistema permite que todos los joyeros conozcan en breve espacio de tiempo cualquier incidencia que haya sufrido otro asociado.
El jefe de la unidad policial también les recomendó que sigan los consejos de la Guía de Seguridad en el Comercio, editada por el Ministerio del Interior y la Confederación Española de Comercio (CEC) en la que está integrada Coercán.
Por último, acordaron mantener el contacto directo y compartir toda la información disponible para prevenir cualquier incidente o permitir la detención de presuntos ladrones..