CSI·F reclama más seguridad en las oficinas del SPEE para reducir los incidentes.

CSI·F ha reclamado este jueves la ampliación del horario de los vigilantes de seguridad en las oficinas del Servicio Público Estatal de Empleo (SPEE) en la Comunidtat Valenciana y ha solicitado más seguridad para reducir los indicadentes.

La central sindical ha solicitado en un comunicado que la seguridad de los trabajadores "quede garantizada hasta que se marche el último usuario, y no hasta las 14.00 horas, como en la actualidad".

Según CSI·F, la presencia de estos vigilantes se limita a cinco horas de la mañana, en concreto de las 09.00 a las 14.00. No obstante, "después de esta última hora los empleados públicos aún siguen atendiendo a usuarios en el interior de las oficinas, sin que exista vigilancia".

El sindicato ha apuntado que precisamente en ese tramo horario "se han producido insultos, agresiones verbales o roturas de mobiliario en diversas oficinas de la provincia de Valencia", con incluso "pinchazos de ruedas de coche de trabajadores".

CSI·F ha solicitado tanto a la Dirección Provincial del SPEE (ex Inem) como al subdelegado del Gobierno que amplíe el horario de los vigilantes "hasta que concluya la atención a los usuarios". La central sindical ha insistido en que la administración "aplique soluciones al grave problema que supone el incremento de las agresiones motivadas por la tensión que genera el aumento del paro".

El sindicato ha solicitado "más medidas de prevención" y ha recordado que la "escasa dotación de las oficinas del SPEE, tanto en personal como en medios y espacio, crea el caldo de cultivo idóneo para que se reproduzcan estas situaciones".

 

europapress.es